La caries es una enfermedad bucodental caracterizada por la presencia de microorganismos cariogénicos en la superficie dental, que metabolizan los azúcares y los convierten en ácidos que debilitan la dentición.

La prevención de la caries es un problema de educación de salud que debe realizarse desde la infancia, enseñándole que los problemas de salud oral pueden generar afecciones de diferentes partes del organismo y que la higiene dental bien realizada y la visita periódica al odontólogo constituyen los pilares fundamentales de una dentadura saludable y fuerte.

¿Cómo prevenir la aparición de la caries?

 Para prevenir la aparición de las caries nos tenemos que apoyar en 4 pilares básicos que son la alimentación, rutina de higiene bucodental, dentista y uso de dentífricos con flúor.

Alimentación.

El consumo reiterado de azúcar altera los niveles de bacterias presentes en la cavidad oral, lo que convierte el azúcar en ácidos que desmineralizan el esmalte de los dientes.

Para prevenir la caries es esencial evitar determinados productos como los zumos con alta concentración de azúcar, refrescos con gas, bollería industrial o golosinas. Otra medida eficaz para limitar el consumo de azúcares libres es sustituir la sacarosa por otro tipo de edulcorantes con menor capacidad de erosión dental.

Rutina de higiene bucodental

Un factor clave en la aparición de la caries es mantener una buena higiene oral. Cepillar los dientes utilizando la técnica adecuada y emplear utensilios, como el hilo dental y el colutorio, aseguran una limpieza bucodental óptima.

En lo referente a la técnica de cepillado, la mejor opción es cepillar la dentición de forma lenta y suave, con movimientos de arriba hacia abajo y de atrás hacia delante.

Finalmente, como prevenir la caries es primordial para nuestra salud bucodental, hay que tener en cuenta que es necesario renovar el cepillo de dientes cada tres meses, ya que llegado este tiempo deja de cumplir de manera adecuada su función.

Acudir al dentista

Se aconseja acudir al menos una vez al año, salvo en pacientes con algún riesgo, para llevar a cabo una revisión del estado de la cavidad oral del paciente y realizar una limpieza oral profesional.

Esta medida preventiva, al igual que las anteriores, ayuda a que los dientes permanezcan sanos y fuertes a la vez que se facilita la detección precoz de cualquier patología oral.

Uso de dentífricos con flúor

El flúor es un componente eficaz en la prevención de la caries dental. Este elemento está presente tanto en dentífricos como en colutorios.

La principal ventaja de utilizar este ingrediente es que refuerza el esmalte dental a la vez que aumenta la resistencia frente a la desmineralización. De esta forma, se combate la caries y se actúa frente a los microorganismos cariogénicos de la placa dental.

Esperamos que estos consejos os hayan sido de gran ayuda para prevenir las caries. Si tienes alguna duda, puedes ponerte en contacto con nosotros.

1
Hola, estamos a tu disposición para cualquier consulta o duda